ENTENDIENDO LA JUSTIFICACIÓN SEGÚN LA BIBLIA

Pero gracias a Dios ustedes ahora son de Cristo Jesús, a quien Dios ha constituido como nuestra sabiduría, nuestra justificación, nuestra santificación y nuestra redención.

– 1 Corintios 1:30 (Reina Valera Contemporánea)

¿Qué significa la palabra «justificación» en la Biblia? Es de vital importancia responder esta interrogante pues nuestra salvación y destino eterno están implicados. El diccionario de la Real Academia de la Lengua Española (DRAE) define como primera acepción del término «justificación» lo siguiente: «Acción y efecto de justificar o justificarse». Ante tal definición es lógico preguntarse ¿Qué significa «justificar»? La definición que presenta el DRAE es esta: «Hacer Dios justo a uno dándole la gracia». ¿Tienen tales significados «justificación» y «justificar» en la Biblia? La respuesta es un ¡no! categórico. ¿Por qué?

Usualmente las palabras de las traducciones de la Biblia al español significan lo mismo que significan en el diccionario de la lengua. Pero no siempre es así y un claro ejemplo lo constituye el verbo «justificar», pues, en la Biblia, justificar no significa «hacer Dios justo a uno dándole la gracia.» ¿Cómo así?

Las palabras «justificación» y «justificar» se encuentran mayormente en los escritos de San Pablo en el Nuevo Testamento. Pablo toma estos términos del ámbito jurídico para ilustrar la condición del ser humano pecador frente a Dios como el juez de toda la tierra (Génesis 18:25). Dios, como juez, tiene un veredicto para el pecador. Este veredicto o sentencia puede ser de condenación o de justificación. Es condenación cuando el acusado fue declarado culpable. Es justificación cuando el acusado fue declarado no culpable (Proverbios 17:15). La sentencia de justificación solo declara libre de condenación al acusado, pero no lo cambia. Si el acusado es una persona mala, a pesar de haber sido declarado justificado sigue siendo una persona mala. La justificación no produce ninguna transformación en la persona. Por esta razón declaramos que el significado del verbo «justificar» en la Biblia no es el mismo que el del diccionario. El DRAE dice que justificar es «Hacer […] justo a uno dándole la gracia.». La Biblia, por el contrario, enseña que justificar es «declarar justo» a alguien, no hacerlo justo.

Los cristianos somos pecadores que han sido declarados justos por Dios en base a los méritos de Cristo. Él obedeció perfectamente la voluntad de Dios y murió en la cruz pagando por nuestros pecados. Dios nos atribuye sus méritos gratuitamente mediante la fe. Nuestra justicia no son las buenas obras que hacemos sino Jesucristo mismo.

Oración:

Señor, te doy gracias porque gracias a los méritos de tu Hijo amado me declaraste justificado. Sólo él es mi justicia y por sus méritos soy salvo. Amén.