—Miqueas 4:1-2

Acontecerá en los postreros tiempos que el monte de la casa de Jehová será colocado a la cabeza de los montes, más alto que los collados, y acudirán a él los pueblos.

Vendrán muchas naciones, y dirán: «Venid, subamos al monte de Jehová, a la casa del Dios de Jacob; él nos enseñará en sus caminos y andaremos por sus veredas», porque de Sión saldrá la Ley, y de Jerusalén la palabra de Jehová.